Tools
Search
Login

Anorexia

¿Cuáles son las causas de la anorexia?

Es muy difícil generalizar, teniendo en cuenta en que cada factor se combina de manera distinta en cada persona.

Entre ellos se encuentran las siguientes características:

Factores Individuales. Miedo a madurar. La pubertad y la adolescencia, son dificultades para aceptar un cuerpo que transmite el mensaje de que ya ha dejado la infancia. Se estancan en la niñez, o bien perciben el temor de sus padres y carecen de estímulos para entrar en el mundo adulto. Problemas con la autonomía y la autoestima: Viven pendientes de lo que otros esperan de ellas. Sienten la obligación de ser siempre “adecuada”. Proclive a desarrollar conductas compulsivas, sentimientos de soledad, excesiva auto-exigencia, etc.

Factores Familiares. Dificultades en la comunicación y la expresión de los sentimientos, excesiva preocupación de los padres, excesiva exigencia en el rendimiento escolar, etc. En algunos casos la anorexia o bulimia representa un modo de expresar las distintas dificultades en el seno familiar.Excesiva sobre-protección parental. Historias familiares que incluyen depresión, alcoholismo, etc. Y en algunos casos la existencia del abuso sexual o físico.

Factores Socioculturales. Camino a la perfección y al autocontrol: “Para alcanzar la perfección es necesario mantener el cuerpo ideal, a cualquier costo”. Tendencia a controlar todo en sus vidas, “deberían saber hacer todo bien”. Excesiva preocupación por el cuerpo, asociando dichos factores al éxito y la felicidad.

Factores Laborales. El desarrollo de una actividad ligada a la delgadez del cuerpo, como por ejemplo la danza, podría significar un factor predisponente debido a las exigencias que suelen imponerse en los ámbitos ligados a ello.

Conductas

Conducta alimentaria restrictiva (poca cantidad de comida) o dietas severas. Rituales con la comida como: contar calorías, descuartizar la comida en trozos pequeños, preparar comida para otros. Miedo intenso a engordar, luchando por mantener el peso por debajo de lo normal. Temor a verse obligado a comer en sociedad (fiestas, reuniones familiares,...). Hiperactividad (exceso de gimnasia u otros deportes). Esconden el cuerpo debajo de ropa holgada. Utilización de laxantes y diuréticos.

Signos fisiológicos

Anemia. Insomnio. Problemas digestivos. Daños renales y hepáticos. Pérdida progresiva de peso.  Irregularidades menstruales (Falta de menstruación o retraso en su aparición). Palidez, caída del cabello, sensación de frío. Debilidad, calambres, desmayos y agotamiento. Vértigo y dolores de cabeza.

Cambio de actitud

Cambios bruscos de humor y de carácter (irritabilidad, ira). Sentimientos depresivos. Inseguridad en cuanto a sus capacidades. Sentimientos de culpa y auto-desprecio por haber comido. Aislamiento social. Pérdida deliberada de peso, manteniéndolo por debajo de unos valores mínimos. Miedo a engordar. Distorsión de la imagen corporal (Tienen una visión falsa de su propia imagen corporal). Negación de la enfermedad. Dificultad de concentración. Negación de las sensaciones de hambre, cansancio y sueño. Comportamiento sexual que va de la abstinencia a la promiscuidad.

Línea de prevención, orientación y soporte terapéutico

Ante cualquier duda que se le presente, acerca de estas patologías

que cada vez afectan a más  personas, no dude en llamarnos.

El horario es de lunes a viernes de 10 a 20 h.

616 276 434  - 666 027 931